Alzando el vuelo (83-70)

Unicaja alcanza la primera victoria de la temporada en su estreno en Eurocup. Se impuso al Buducnost por 83-70 en el Martín Carpena gracias a la consecución de un partido muy serio, que se labró desde la solidez defensiva del conjunto de Casimiro. En el ámbito ofensivo, los cajistas fueron de menos a más en el choque. Destacó Volodymyr Gerun con 19 puntos, dos rebotes, tres robos y 24 de valoración.

Le faltaba al Unicaja estrenarse en Europa y lo hace con el resultado anhelado. Gana en el Martín Carpena y le brinda a la afición la primera victoria de la temporada, tras caer en los dos partidos disputados en ACB ante Manresa y Tenerife. Casimiro salió con Jaime Fernández, Josh Adams, Volodymyr Gerun, Adam Waczynski y Deon Thompson, quinteto que mantuvo en el inicio de la segunda mitad.

En los minutos iniciales se pudo percibir una clara pretensión táctica de buscar la superioridad en el juego interior cajista. Pese a que Thompson acaparó las primeras miradas, un notorio Volodymyr Gerun terminaría concentrando toda la atención. El ucraniano culminó un partido completísimo tanto ofensiva como defensivamente, con buenos movimientos en la continuación del pick and roll y recuperaciones. Terminó el primer cuarto con 12 puntos (3/4 en tiros de campo y 6/6 en tiros libros) y 17 de valoración en tan solo siete minutos. También sería el jugador más destacado al final del encuentro con 19 puntos, dos rebotes, tres robos y 24 de valoración. No obstante, la percepción del juego colectivo fue descafeinada. Errores en canastas fáciles y desconcierto momentáneo para finalizar el cuarto por debajo en el marcador (18-25).

El comienzo del segundo cuarto no pronosticaba un buen desenlace del encuentro. El Unicaja vivió momentos críticos hasta la llegada al ecuador de la segunda mitad. El primer triple verde llegó en el segundo cuarto gracias a tiro frontal de Suárez. Pronto una mejora en la circulación del balón en ataque y una mayor consistencia defensiva pondría los cimientos de la remontada.  Adams se unió a la fiesta con dos triples consecutivos -gracias a su vendavales ofensivos, terminó el partido con 15 puntos. Sin duda, una de las caras más destacadas de este arranque de temporada-.

Una continuación en esta consistencia defensiva, que se venía gestando desde el período anterior colocó la viga de la victoria.  Pese a ello, no existió la sensación de que los locales se terminaban de separar en el marcador hasta bien entrado el último cuarto. Un Unicaja, que hacía pocas concesiones, y un Buducnost que empezaba a hacer aguas terminó por sentenciar el partido. La mejora en el rebote, asignatura pendiente en este inicio de campaña, mucho tuvo que ver en este resultado. Por primera vez en la temporada, los de Casimiro finalizaron los 40 minutos por encima estadísticamente en este apartado: 29 rebotes locales frente a 27 de los montenegrinos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies