El mejor de la historia, el mejor de mi historia

Nadie puede ni podrá nunca seguir el día a día de cada uno de los deportistas que marcan la historia del baloncesto o de cualquier otro deporte. Por tanto, el común debate sobre quién es el rey que pone su firma de oro en el balón, en mi opinión, no es más que un coloquio en el que nadie tendrá razón, pero que engrandecerá  a su vez la visión global de la competición. Pocas veces me ha sido tan difícil ilustrar una opinión como en esta ocasión. Sencillamente porque no…

Leer más