¿Debe salir Tyrese Rice del FC Barcelona Lassa?

Tras una temporada donde el conjunto culé ha naufragado, yendo de fracaso en fracaso, desde la directiva azulgrana con Nacho Rodríguez al frente, buscan hacer un cambio que dé un lavado de cara total a la plantilla y parece que Rice está incluido.

El verano 2016 se presentó en las oficinas del FC Barcelona Lassa como el verano del cambio. La era Xavi Pascual ya había llegado a su fin (oficialmente, ya que esa etapa tendría que haber finalizado años atrás) y de la mano de Georgios Bartzokas debían llegar nuevos tiempos.

Pero la realidad fue muy distinta. A causa de querer esperar hasta el final de temporada para cerrar el ciclo Pascual y empezar el siguiente, los movimientos se empezaron a realizar tarde, con el mercado ya movido. Por eso, el equipo que se confeccionó y se le dio a Bartzokas difícilmente se puede considerar que tenga nivel de Euroliga. Y así se ha demostrado al final de la campaña.

Aún así, en medio de todo esto sí que llegó un fichaje que podía ilusionar (y lo hizo) al Palau Blaugrana. Estamos hablando de Tyrese Rice, el que fuera el villano para el Real Madrid allá en la Final Four del 2014, llegaba para liderar al FC Barcelona Lassa.

Hasta diciembre, bien. El base americano cumplía e incluso ocultaba muchos de los problemas del conjunto azulgrana gracias a su capacidad de desborde y anotación desmedida. El problema surgió a partir de enero. Allí, las piernas de Rice se empezaron a resentir. La mala planificación de la plantilla del Barça había dejado al base sin sustituto alguno, lo que provocaba que su media de minutos superara los 30 por partido. Para intentar cubrir ese hueco, llegaron los “parches” de Renfroe y Munford, pero ninguno de los dos llegó a demostrar tener el nivel suficiente para jugar en un equipo como el Barça.

Con esto, Rice no levantaba cabeza.  Cada vez, su nivel de juego disminuía más llegando a ser uno de los señalados por parte de la afición del Palau.

Ahora en el mercado de verano y con Heurtel y Pressey vistiendo ya la elástica blaugrana, desde la directiva parece ser que su intención es venderlo. Es más, según Miguel Lois Vidal, es casi seguro que el jugador no seguirá en la plantilla la siguiente temporada.

Tyrese Rice no tiene clara su continuidad. Foto: Pere Puntí

Ahora mismo, la posición de 1 y 2 del FC Barcelona (sin contar a Rice) es: Pressey, Heurtel, Ribas, Navarro y Koponen. En primer lugar, podemos observar como esta vez, sí que en can Barça cuentan con dos bases de nivel (aunque Pressey sea una incógnita) y que pueden rotar con Rice. En cuanto al escolta, Pau Ribas viene de una recaída de una lesión y de Navarro ya no hace falta decir como ha vivido las últimas temporadas. Por lo que realmente, el único fiable de verdad es Koponen. A Rice, en el caso de no tener suficientes minutos de 1, podrían colocarle en la posición de escolta, dado que destaca más por su dribbling y uno contra uno que por su organización.

Si bien es cierto que sus problemas con la directiva van más allá, ya que sus continuas visitas al casino de Barcelona y algunas discotecas no agradan a Nacho Rodríguez y compañía.

Pero, visto como es capaz de jugar con jugadores que le dan descanso, ¿Es realmente necesario deshacerse de Rice para el Barcelona?

Foto de portada: Euroleague