Del Laso coach al Laso padre: “Nunca le daría consejos al entrenador de mi hijo”

Pablo Laso pasó una tarde diferente tras una mañana más de entrenamiento con el primer equipo, tenía una cita con el baloncesto, pero esta vez no de entrenador, sino de padre.

El entrenador del Real Madrid se despidió esta mañana de los que estábamos cubriendo la rueda de prensa con un mensaje, “me voy que esta tarde voy a ver a mi hijo que tiene partido”. 

Algo que es habitual para muchos padres, no es igual para Pablo Laso, sabedor que sus obligaciones profesionales muchas veces coinciden con los encuentros que juega su hijo, alevín de segundo año, en el HM Torrelodones Negro y que, por una vez, iba a poder ir a verle en el Día del Mini de la Federación de Baloncesto de Madrid como un padre más.



En declaraciones realizadas a la FBM y tras conseguir el conjunto de su hijo alzarse con el bronce en la liga, aseguró que “en la grada se sufre más que en la pista. Debajo te pones a jugar o a entrenar y te metes en el partido. Normalmente el que está en la grada sufre más”.

Más allá del partido, se le preguntó al técnico campeón de Europa cuál sería para su consejo para jugadores y padres contestando:

“A los chicos les digo siempre que les guste mucho, que se lo pasen bien jugando al baloncesto. Porque el baloncesto tiene muchos más valores que meter canastas: el trabajo en equipo, el compañerismo, pasarse el balón, defender…. Por eso es un deporte que emociona tanto.

“Y a los padres solo les diría que dejen a sus hijos disfrutar, que dejemos a los hijos disfrutar… Lo único importante es que se lo pasen bien. Ya están sus entrenadores para decirles los que les tengan que decir. Que no seamos unos hooligans aquí arriba deseando que a nuestro hijo le vaya bien o que el árbitro no se equivoque… Que vengamos, disfrutemos viéndoles jugar a ellos y al final del día pensemos que han crecido como jugadores y como personas”.

¿Cómo vivió ese día en familia Pablo Laso?

“El niño no estaba especiamente nervioso, pero sabía que era un día importante. Esta mañana, cuando yo salía de casa, me preguntaba si iba a venir a verle al partido. Estaba un poco más nervioso que otras veces pero es normal que sintiera algo especial”

Finalmente, sobre si alguna vez tiene ganas de dar algún consejo al entrenador de su hijo:

“Para nada. Yo vengo aquí solo como padre. No se me ocurre decir nada. Lo único que quiero es que los chicos se lo pasen bien y el equipo de mi hijo tiene un entrenador que lo hace muy bien. Él es quien tiene que tomar las decisiones, él y los chicos”.

Fuente: FBM.es