Fin a los dos mayores rachas de la NBA con la bocina como protagonista

Los Celtics dicen adiós a la racha de 16 triunfos consecutivas mientras que los Clippers volvieron a ganar tras 9 encuentros sin conocer la victoria

Noche pre-acción de Gracias en la NBA que nos dejó 14 partidos y 28 equipos en acción dado que mañana habrá parón. Entre todo lo acontecido en la jornada, que no es poco, destacaron la derrota de los Celtics, el triunfo de los Clippers, el último cuarto de LeBron James y los Knicks, o las canastas sobre bocina.

Todos sabemos que a los Cavs les interesa, y mucho, que pierda Brooklyn, pues tienen su ronda de draft. Pues bien, en su primer encuentro entre ambos esta temporada, vencieron los Nets, y anoche estuvieron cerca de repetir si no fuera porque LeBron James (33+6+5) iba a anotar 23 puntos en el último cuarto para dar la victoria 109-119 a los Cavs, que se colocan 4º en el Este con 6 triunfos consecutivas. La otra gran gesta tardía de la noche llegó por parte de los Knicks, que endosaron un 10-41 de parcial en el tercer período a los Raptors para vencer 100-108 en el Madison.

Y las dos mayores rachas de la liga dijeron adiós anoche. Por un lado, los Clippers, que conocían horas antes del partido que Pat Beverley se perdería el resto de la temporada por lesión, se imponían 116-103 en Atlanta con triple-doble de Blake Griffin (26+10+10). Por otro, los Heat acabarían con las 16 victorias consecutivas de los Celtics venciendo 98-104 en Miami.

 

Rozando el triple-doble se quedó Russell Westbrook (34+10+9) en el partidazo de la jornada, que se llevaron los Thunder 91-108 ante los Warriors. Sorpresa también en NOLA con los Pelicans venciendo 90-107 a los Spurs remontando hasta 15 puntos.

Y la noche nos dejó también momentos calientes con finales apretados. Los Hornets vencieron 124-129 a los Wizards en una prórroga forzada por ellos mismos, mientras que los Bucks sí resistieron al tiempo extra forzado por los Suns y el triplazo de Booker, imponiéndose 113-107 en Phoenix. Los Mavs, sin prórroga, vencían sobre bocina 95-94 en Memphis con triple ganador de Harrison Barnes remontando 18 puntos.

Foto de portada: @NBA