La historia por la que Michael Jordan es el padrino de Corey Higgins, el reciente fichaje del Barcelona

Foto: @fcbbasket

El Barcelona presentó este miércoles a uno de sus fichajes más destacados del verano. Corey Higgins, que ha triunfado en el CSKA hasta proclamarse campeón de Europa, pasó por el Palau Blaugrana y explicó sus sensaciones al vestirse por primera vez con la elástica culé.

Higgins es un anotador puro, con velocidad y gran potencia de cara al aro. Todo un multiusos que estará a la orden de Pesic. Pero, además de sus cualidades en la pista y de su amplia experiencia al más alto nivel, Higgins también cuenta con un padrino de lujo que le ha ayudado en toda su carrera. Podría parecer sorprendente, pero Michael Jordan es su consejero y por una explicación muy sencilla.

Y es que el nuevo exterior blaugrana fue claro: “Jordan es mi padrino. El mayor impacto que ha tenido en mí es que soy ser más calmado, más discreto y más selectivo con mis relaciones”. La razón no es otra que los lazos del ex de los Bulls con su padre. “Son muy amigos”, aseguró un tímido Higgins a los medios.

Su padre, Rod Higgins, comenzó su carrera como profesional de la NBA en 1982. En su tercera temporada en los Bulls vio como Michael Jordan empezaba a despuntar. Y la disminución de minutos le obligó a buscar suerte en otra franquicia, aunque manteniendo esa estrecha relación con Jordan. Algo que se mantiene hasta hoy en día y que le ha servido de ayuda a uno de los nuevos pilares del Barcelona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *