Los seis detalles que nos dejó la derrota del Real Madrid ante Zalgiris

El Real Madrid cosechó su primera derrota en Euroliga con un resultado de 86-73.

Estos fueron los detalles que nos dejó el encuentro.

1.- Laprovittola es el segundo base del Madrid. Hoy lo pudimos comprobar al ser la primera opción de Laso en cuanto Campazzo se cargó con dos faltas en el primer minuto de juego y el coach tiró del otro argentino en vez de Llull, el problema es que la diferencia entre juego y ritmo de ambos es estratosférica y cuando Facu no carbura o no le salen las cosas como en él es habitual, el Madrid sufre (y mucho) como hemos podido ver hoy.

2.- El agujero de la zona como coladero. El Real Madrid permitió muchísimas canastas en el interior de la zona, bien fuera por penetraciones que no eran bien paradas en el 1×1 o por los movimientos defensivos de los jugadores interiores de Zalgiris que jugaban perfectamente con la línea de fondo y conseguían sacar canastas fáciles bajo el aro, aunque Mickey hizo lo que pudo, el timing de salto defensivo le jugó más de una mala pasada.

3.- La sangría del rebote de ataque. Si uno quiere ganar en un plaza como es Kaunas, no puedes dejarte coger 11 rebotes en ataque si tú solo has pillado cinco, ahí el Madrid tiene un problema que lleva arrastrando toda la temporada y que, en días como hoy, ante un rival que le dejas doble opción, la aprovecha, el caso más claro ha sido un triple de Ulanovas (tras rebote ofensivo) que mató el partido.

4.- Tavares no encuentra el ritmo. Y eso el Real Madrid lo nota muchísimo, por razones desconocidas el caboverdiano no encuentra su estilo habitual de juego en Euroliga y el equipo lo nota, lento en los desplazamientos y sin la capacidad intimidatoria, Laso no le perdonó cuando llevábamos un minuto del tercer cuarto para sentarle y darle la opción a Mickey, su bagaje de minutos puede peligrar cuando Mejri esté recuperado.

5.- Un gran Causeur y Carroll sin continuidad. Es difícil encontrar minutos para los jugadores del Madrid y hoy echamos de menos alguno más para el francés que jugó un primoroso tercer cuarto, siendo la tabla salvadora de que el Zalgiris rompiera el partido, así como para el americano que volvió a mostrar su gran estado de forma, cierto es que sus puestos fueron ocupados por Rudy, Deck o Taylor, así que entendemos la dificultad de la empresa.

6.- El Madrid perdió y lo hizo bien, pero no podemos dejar de pasar un arbitraje tremendamente casero donde se permite que a Jasikevicius entre en pista como le dé la gana, que grite a los colegiados, mientras que Llull reciba una técnica por una mínima protesta después de sufrir un mangurriazo que supuso una canasta fácil para los lituanos, para el estudio queda alguna antideportiva no pitada por infracciones a Campazzo y Causeur, más alguna cosa más ante unos árbitros que no supieron estar a la altura de tan magno partido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies