El OjO Crítico del España – República Checa. Sin concesiones

Si ayer nos quedamos asombrados con el juego de España en este comienzo de competición, hoy seguimos con la boca abierta con una nueva exhibición del conjunto de Scariolo que se ha resuelto con un estremecedor 56-93 para los nuestros.

Sin Abrines

Anda España tan sobrada que Scariolo prefirió dar descanso a Alex Abrines, su alero titular, por aquello de no arriesgar en unas molestias que arrastra el jugador de Thunder, siendo ocupado su lugar por Juan Carlos Navarro, muestra de la confianza del técnico italiano en todo su plantel.

La táctica checa al hoyo

Aun a costa de repetirnos, parece que la táctica esa de flotar a Ricky Rubio tiene los días contados, probado por los checos en el día de hoy, se dieron cuenta que el base de Jazz tiene superada esa fase de su juego y con dos triples seguidos en lanzamientos francos obligó a un cambio de registro que originó un problema más grave, muchos más espacios para el 1×1 y que las ayudas fueran más largas para los pívots, esa fue una de las claves del rompimiento tan bestial del partido que hizo España.



Defensa contra palos

En la primera parte pudimos comprobar una situación muy curiosa y que rompe una de las teorías más usadas del baloncesto, ¿Se puede defender sin faltas? Pues así lo hizo España, con una lectura de las líneas de pase y de saber colocarse que fue digno de clinic y sin ninguna necesidad de cargarse de personales, justo lo contrario de la República Checa que no sabía por dónde parar ni juego interior ni exterior y no paraban de cometer personales que llevaban a los jugadores españoles a la línea de libres una y otra vez.

El extraterrestre sigue a lo suyo

El tremendo 23-56 del descanso dejaba todo visto para sentencia, igual que ayer ante Montenegro y con un nombre destacando sobre el resto, una espectacular parte de Pau Gasol que firmaba un 25 de valoración y que servía para arrastrar a todos esos jóvenes cachorros que tiene detrás como son Oriola, Juancho o Willy que siguen el ejemplo de su hermano mayor y se desviven en la cancha ya sea en ataque o defensa.

No bajar el pistón

Si algo hay que alabar de Scariolo, es conseguir que España no baje el pistón en ningún momento, que los descansos dentro de los partidos sean mínimos y que todo el mundo tenga tan claro su rol en el conjunto que hace que se sienta importante en cuanto salga a pista, ya sé que algunos de ustedes me dirán que solo llevamos dos partidos pero, de igual manera que en otros campeonatos ya los estamos criminalizando en el comienzo, lógico es ilusionarse con lo visto en estos dos partidos.

Así terminamos hoy, nuestra próxima cita nos lleva al lunes a las 19.30 horas, allí nos espera la anfitrión Rumania en lo que será nuestro tercer partido, hasta entonces, sigan sonriendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies