Salva Maldonado: “A los pesimistas, que no se alegren mucho”

El entrenador de Movistar Estudiantes analiza la dura derrota de los suyos ante Gipuzkoa Basket.

Salva Maldonado, entrenador de Movistar Estudiantes, analizó tras el partido la dura derrota de los suyos ante un rival que, a priori, habría de ser de su liga esta temporada. El técnico catalán no se mostró, pese a todo, especialmente preocupado por la transcendencia que pudiese tener el encuentro de cara a las citas que vienen de aquí en adelante -que no son pocas- para el conjunto estudiantil.

A colación del partido en cuestión, Maldonado comentaba: “No hemos conseguido ritmo ante un rival de nuestra liga que ha jugado muy bien y nosotros mal. No hemos tenido capacidad mental ni física para cambiar una situación que, una vez producida, cuando ellos controlan todo… te vienes abajo. Ha habido un gran dominador, no tengo mucho más análisis del partido.”

“Es un partido que me recuerda al del Betis del año pasado, un bloqueo en casa que pensaba que tendríamos superado habiendo jugado el lunes pero no ha sido así. Nuestra entrada en el partido ha sido mala, en un ambiente frío… y todo ha salido mal, hemos sido incapaces.”

Sobre cómo cree que se debe trabajar ahora para recuperar la confianza del equipo, el entrenador respondía así: “No hay una receta, las situaciones cambian. De aquí a 12 horas nos estamos yendo a Grecia. Ahí hablaremos, tampoco puedo ser yo quien les dé la confianza: el equipo la tiene o no la tiene. La podemos perder un rato y luego volver a tener Ha sido una derrota dura, pero ahora en 48 horas hay otro partido. Eso puede ser positivo o negativo, depende de cómo lo afrontes tú Hay que competir en 48 horas.”

“Ahora el tema físico es el que es. Lo que no nos da tiempo en los entrenamientos es volver a recuperarnos física y mentalmente porque tengamos hasta el próximo sábado. Eso ya no lo vamos a tener, ni esta semana, ni la que viene ni la otra ni la otra. Esto no para. No podemos pararnos a pensar. Sabemos dónde estamos, dónde nos metemos. Nos quedan 47 partidos por delante, pase lo que pase. A los muy pesimistas, que no se alegren mucho. Lo más fácil es verlo negro hoy, pero sabemos que esto no va a funcionar así siempre.”