Jokic guía a los Nuggets a su octava victoria seguida

Vencieron a los Spurs con un triple-doble del serbio y con Campazzo otra vez titular, mientras Tatum se fue a los 53 puntos en la victoria de los Celtics, Zion y los Pelicans sorprendieron a los Sixers, los Bucks perdieron sin sus titulares, Houston no fue rival para los Clippers, Beal silenció San Francisco y los Hawks pudieron con los 50 puntos de LaVine

Mucho que contar en una noche cargada de grandes actuaciones, entre las que destaca la victoria de Denver sobre San Antonio. Los Nuggets sumaron su octava victoria consecutiva tras ganar por 121 a 119 en un partido que pudo marcharse a la prórroga. Los visitantes tuvieron esa oportunidad, pero la buena defensa de Michael Porter Jr. lo evitó. Fue precisamente el alero quien falló el tiro libre que dio esa bala extra a los Spurs, después de firmar un buen 22+10. Pero el mejor no fue otro sino Nikola Jokic, autor de otro triple-doble (26+13+14), unido a los 21 puntos de Monte Morris (con un 5/5 en triples y a los 17 de Will Barton. Facundo Campazzo volvió a ser titular por la baja de Jamal Murray y en 23 minutos metió 9 puntos y dio 4 asistencias.

Otro de los protagonistas individuales es Jayson Tatum, que metió 53 puntazos en la victoria de los Celtics ante Minnesota. El partido se fue a la prórroga y allí los locales fueron superiores para llevarse un necesario partido por 145 a 136, que les deja sextos a solo un partido del cuarto. El encuentro tuvo de todo y arrancó con un aplastante 25 a 39 de los Wolves en el primer cuarto, que tuvieron en Karl-Anthony Towns (30+12), D’Angelo Russell (24) y Anthony Edwards (24) a sus mejores armas. En el puesto de base titular, Ricky Rubio aportó en todas las facetas con un 4+4+7 más 4 robos y desde la segunda unidad Juancho Hernangómez sumó 10 puntos. Todo insuficiente ante la gran noche de Tatum, que además completó con un buen 6/10 en triples y estuvo bien arropado por los 26 puntos de Jaylen Brown y el 24+6+8 de Marcus Smart.

Dos de los gallitos del Este cayeron sorprendentemente. Los Sixers, en su visita a Nueva Orleans por 101 a 94 y pese a contar con Joel Embiid (14+9). No pudo con un Zion Williamson desatado (37+15+8), unido a Brandon Ingram (19), que no estuvo acertado pero metió la que tenía que meter en los momentos finales. Desde el banquillo, Willy Hernangómez firmó un doble-doble (10+10) que deja a los Pelicans a un solo partido de los Warriors en la pelea por entrar en el Play-in. Tampoco ganaron los Bucks, en cuadro tras una larga gira por el Oeste. Regresaron a casa y no contaron ni con Giannis Antetokounmpo, ni con Khris Middleton, ni con Jrue Holiday, ni con Brook Lopez, ni con P.J. Tucker. Así es difícil y más y al otro lado está una de las revelaciones de la liga. Los Hornets se llevaron el partido por 119 a 127 y se confirmar como cuarto mejor equipo de la conferencia gracias, entre otros, al 26+7+4 de Miles Bridges.

Se está hablando poco de la actual racha de los Clippers, con los focos más pendientes de las bajas del otro equipo de Los Angeles. Anoche ganaron su octavo partido de los últimos diez y lo hicieron sin Paul George, a quien dieron descanso. Inquietaron un poco al inicio en el algunos tramos de la segunda parte, pero Houston no tuvo opciones en un duelo que acabó 126 a 109. Una de las tareas pendientes de estos Clippers el curso pasado era competir con la misma intensidad independientemente de la clasificación del rival, y parece que este año han mejorado bastante, pues no se relajaron ante uno de los peores equipo de la liga. Kawhi Leonard se encargó de que eso no pasara con un 31+5+8, unido a los 26 puntos de un acertado Reggie Jackson (6/9 en triples). Aún sin Serge Ibaka y con DeMarcus Cousins acumulando minutos, anoche no contaron ni con Rajon Rondo, ni con Patrick Beverley, que se ha vuelto a lesionar y estará más de un mes de baja por romperse la mano izquierda.

En el Madison siguen llevándose alegrías, aunque la exigente afición de los Knicks no pueda celebrarlas. Anoche se llevaron un partido que parecía imposible ante Memphis, cuando a falta de un minuto perdían por seis puntos (106 a 112). Llevaron el choque a la prórroga y allí fueron superiores hasta el 133 a 129 final. Otro gran partido de Julius Randle, saldado con triple-doble (15+10+11) y los decisivos R.J. Barret (20) y Alec Burks (19), además de los 19 puntos de un buen Derrick Rose.

Aunque para agónico lo que se vivió en el Chase Center de San Francisco. Allí ganaron los Wizards por 107 a 110 con un milagroso 3+1 de Bradley Beal a 6 segundos de final. El escolta metió 20 puntos y ese fue su único triple en cinco intentos. A su lado, Russell Westbrook logró su séptimo triple-doble en los últimos ocho partidos (19+14+14), que dejó sin premio los 32 puntos de Stephen Curry y a los Warriors con solo dos victorias en los recientes diez partidos.

También se lio y gorda en el Hawks-Bulls. Ganaron los de Atlanta por 120 a 108 con 42 puntos de Trae Young, que dejaron sin premio los 50 de Zach LaVine (7/12 en triples). Levantaron los locales el encuentro con una gran segunda parte, en la que metieron 67 puntos y solo concedieron 42 para sumar una victoria que les iguala con los Hornets en la pelea por la cuarta plaza. La jornada se inició con la victoria de los Pacers en Orlando (106 a 111) liderados por el 16+15 de Domantas Sabonis, que les mantiene en puestos de Play-in.

Foto portada: nba.com

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies