Mitchell domina y Gobert decide

Los Jazz se adelantan ante los Clippers con 45 puntos del escolta, más que Leonard y George juntos, y un tapón sobre la bocina del francés, mientras los Sixers igualan su serie ante Atlanta con un dominante Embiid

Casi sin descanso tras eliminar a Dallas, iniciaron los Clippers la siguiente serie con viaje a Utah. Pese a la baja a Mike Coney, el líder del Oeste hizo valer su condición y se apuntó el 1-0 con una ajustada victoria por 112 a 109 decidida en los últimos segundos. Fue con un tapón de Rudy Gobert (10+12) al tiro de Marcus Morris y tras una gran defensa de, entre otros, Joe Ingles a Kawhi Leonard que hizo que la estrella visitante tuviera que pasar el balón. Antes de todo eso, los de Tyronn Lune arrancaron con el mismo plan que ante los Mavericks, con un quinteto de bajitos pese a tener a Gobert en frente. Amplió su rotación, con participación de los poco habituales DeMarcus Cousins (6+3 en 4 minutos) o Patrick Beverley o el propio Ivica Zubac (11+6+3 y 3 tapones). Y funcionó, pues los Clippers lograron máximas ventajas de hasta 14 puntos en la primera parte. Todo se torció en la segunda. Apareció Donovan Mitchell, con 32 de sus 45 puntos a partir de la salida de los vestuarios. Marcador de 32-19 en el tercer cuarto y partido volteado. Apoyaron al escolta los 18 tantos de Jordan Clarkson y de Bojan Bogdanovic para acabar imponiéndose ante una grada casi repleta en el fortín de Salt Lake City. Los 45 puntos de Mitchell superaron la suma de la aportación de Leonard (23+7+3 con 9/19) y Paul George (20+10 con 4/17), siendo la mejor noticia en los angelinos la recuperación de Luke Kennard, autor de 18 puntos desde el banquillo.

En el Este, los Sixers lograron igualar la serie a 1 ante los Hawks tras un segundo partido dominado especialmente en la segunda parte y resuelto por 118 a 102. Les faltó consistencia a los de Atlanta, que arrancaron el encuentro con desventajas próximas a los 20. Se iban recuperando, pero cuando más cerca estaban llegaba otro tirón de los de Philly, hasta que en el último cuarto terminaron rompiendo el duelo. Con un imponente Joel Embiid, autor de 40 puntos y 13 rebotes y rodeado por los 22 tantos de Tobias Harris y los 21 de Seth Curry (5/6 en triples) que suplieron con creces la floja noche de Ben Simmons (4+3+7). La sorpresa llegó desde el banquillo con los 14 puntos casi seguidos de Shake Milton, autor de hasta 4 triples en 5 intentos en esos minutos que rompieron el duelo en el cuarto periodo. Tampoco ayudó el flojo partido en frente de Trae Young, que no pasó de los 21 con un pésimo 1/7 en triples. Los Hawks vuelven no obstante a casa con el factor cancha en su poder y con un Young que a poco que haga sumara más que anoche.

Foto portada: nba.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies